19 de octubre de 2007

Pisar o no pisar

He de informar al público lector que el exponente de la derecha ya no existe. El último ejemplar del invierno 2007 dejó de acompañarnos. Su estado de putrefacción natural se sumó a las adversidades climático-erosivas que la fueron debilitando paulatinamente. Los canes del hogar agilizaron su paso al otro lado, poniendo fin a su martirio. Fue rápido y doloroso.

La hoja tuvo una historia que no nos interesa. Si bien no la conocí sino hasta entrada en la plenitud de su vejez, por respeto, me negué a ser yo quien la hiciera crujir por última vez.

Dilemas existenciales en la infancia si los hay. Por un lado el crunch glorioso al acostarme en las camas de hojas, por el otro la imagen de cadáveres humanos pisoteados por elefantes. Un cielo de nubes ásperas no resuelto y quince años después, la sesión semanal de terapia.

Los chicos de hoy ni pisan hojas, ni hacen colchones secos. Así, su esperanza de vida (de las hojas) se alarga sin ninguna utilidad, apareciéndose como elementos extraños en los plenos verdes de la primavera.

Como todo, terminarán por naturalizarse a/en este mundo transgénico, hasta encontrar un lugar (aunque más no sea, en las fauces de las bestias salvajes).

10 pinceles hicieron su aporte:

hexenmeinster dijo...

yo diría que hubiera sido un honor para la hoja emitir su ultimo crujido bajo los pies de alguien que lo aprecie y disfrute en su agónica magnificencia. libre al fin de, la prisión del cuerpo, la vida, y la misma muerte, llegara a romper la piel de tiempo que lo detenía en suspenso de adustas y ajadas apariencias.

CRUSSSHHHH

ahh que delicia!!

Animoc dijo...

Todavía quedan resabios de juegos en hojas secas, creo que hay que promosionarlos.

Mi cuarto dijo...

Quiero pisar hojas ya! No me acuerdo de la última vez! Me acuerdo del crunch nomás!

Valeria Bullaude dijo...

Ningún dilema... a pisar nomás. La naturaleza las ha diseñado con ese fin.

Mariana dijo...

Hay Vale... "diseñadas para ese fin"? Una vez una amiga me dijo que los animales nacían para ser comidos por el hombre... ojo, no todos, solamente los que nacian en cotos de caza o criaderos.
Esto de tomar ciertas cosas tan a lo natural... me asusta.

Gustavo dijo...

Tomar a lo natural es automatizar. Hacer por sonámbulo. Cuando cruja más fuerte la hoja uno se despierta, y suelta un suspiro que se guardaba desde la última vez que ese aire se sintió vivo.

El laberinto del fauno es una buena película para ver, y encontrar una respuesta a esto. Agradable o no.

Animoc dijo...

Las flores no se hicieron para que las disfrutemos, ni las hojas para hacer colchones, ni los animales para comerlos, la naturaleza no diseñó nada para nosotros, solo tomemos prestado el disfrute que nos causa.

Lucio M. M. dijo...

Buenas, paso devolviendo tu saludo y opinion que dejaste en mi blog, si.. la ex-primera confiteria es genial la verdad, la otra ves vi una foto de cuando era joven y estaba viva. Y ahora esta, muerta.

En cuanto al post del dia, la verdad que esta bueno, lo del glorioso crunch me copo realmente, bueno le djo saludotes y muchas gracias por pasar, y sigame visitando, hasta luego. Lucio

RETORYO dijo...

Mariana! Echoe and the Bunnymen era uno de mis grupos favoritos en la tierna adolescencia. Una pena que jamás pude bailarlo en ninguna parte... No puedo creer que vos (por lo menos gracias a Donnie) lo conozcas. QUE GRANDE!! Aguanten los conejos y los blogueros que se enteran que tienen coincidencias por más raras que sean.

carlita dijo...

Nena acá tirada en un colchon q hace ese extraño sonido desde hace unos dias...............................satisfecha me dejo caer y caer..............................................................................hasta no se cuando.........................

 
 
Copyright © Retratos u Obsesión
Blogger Theme by BloggerThemes Design by Diovo.com. Premium Wordpress Themes | Premium Wordpress Themes | Free Icons | wordpress theme
Wordpress Themes. Blogger Templates by Blogger Templates and Blogger Templates