11 de septiembre de 2007

Interminable


Hoy es uno de esos días en que siento que el teclado de la computadora se volvió de una extensión infinita y las horas que pasé sentada frente a la pantalla se hicieron al menos tan amplias como la concepción que mi mente puede llegar a procesar de lo que las dimensiones del universo implican.
Veo las letritas borrosas y mis dedos ya ni se detienen para articularse con las órdenes que les son enviadas por el cerebro. Esto es lo más cerca que ellos se han sentido de la escritura automática, y seguramente está bastante lejos de lo que los escritores surrealistas hayan llegado a practicar.
Imagino los contornos de las letras en un baile armonioso coreografeado a lo contemporáneo, inevitablemente sus movimientos me remiten del contorsionismo (o contorsionamiento?) de los cuerpos a los curvados pliegues de mis sábanas.
Es en este preciso momento cuando tomo conciencia de que mi lugar está allá, arriba, a la derecha de la silla del escritorio, sobre el colchoncito almidonado que me espera y me cuestiono si esto que escribo no será quizás una pérdida de tiempo....
Todo suena demasiado relativo y, al tiempo que una lágrima de sueño se resiste a desprenderse de mis pestañas, tomo conciencia (por segunda vez en tan breve período) de que, con certeza, éste no es un buen momento para cuestionarme nada.
Buenas noches, buenas tardes, buenos días.

4 pinceles hicieron su aporte:

Anónimo dijo...

Ves los dedos borrosos y las órdenes ya ni se detienen para articularse con las letritas que les son enviadas por el cerebro. Los dadaistas se fueron de parranda (después orinarán en el mingitorio de Duchamp), los surrealistas se compran un lavarropas automático y se sientan a darle rienda suelta a la escritura. Un cadaver exquisito abre un blog. Buenos días, tardes, noches.

Tararira Gómez
("anónimo", las pelotas!!!)

Senshi-Kurai dijo...

Yo tambien me pregunto que hago escribiendo a esta hora? XD

Tal vez sea por placer, si el esquisito placer del despliegue total de endorfina que recorre todo tu cuerpo al escribir algo y al ratito relerlo, parando brevemente en cada coma, y tomando un suspiro en cada punto, detenerte y seguir adelante.

Tal vez sea porque es lo unico que no hay que pensar demasiado para hacerlo (aunque paresca lo contrario), es solo un simple impulso nervioso, una simple orden que viaja más rapido que las demas y deja lugar a la duda de que si en verdad todo esto se escribe solo, o en "automatico". Entonces nuestra mente, nuestros dedos serian una extensión más del teclado... Y ahora te preguntas: "pasará igual con el lapiz y el papel?"



Saludos ! me voy a averiguarlo :P

Lobo dijo...

Pone un link de mi blog o voy a continuar agrediéndote...

Un abrazo.

Lobo.

Anónimo dijo...

bonita, el mundo se va a poner celoso de q solo lo toques a traves de teclas intermediarias. brindo x q tu arte siga saliendo por tus ojos, tus dedos, tus poros...te quiero
carlis

 
 
Copyright © Retratos u Obsesión
Blogger Theme by BloggerThemes Design by Diovo.com. Premium Wordpress Themes | Premium Wordpress Themes | Free Icons | wordpress theme
Wordpress Themes. Blogger Templates by Blogger Templates and Blogger Templates